PIDE NARRO QUITAR CONCESIÓN MINERA A PEÑASQUITO

Ciudad de México.- El senador de la República de Morena por Zacatecas, José Narro Céspedes, señaló que solicitarán al Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador revisar y, si es necesario, retirar la concesión minera que fue otorgada a la empresa New Mont GoldCorp, propietaria de la Mina Peñasquito, asentada en el Municipio de Mazapil, Zacatecas.

Comentó que “así como en la Ciudad de México se han tenido altas temperaturas derivadas de la contaminación que no cesa en la capital, la comunidad de Cedros del municipio de Mazapil vive todos los días la contaminación en el aire que propaga debido a las presas de jales de roca molida derivada de la decantación de los minerales.

Felipe Pinedo, dirigente de la organización Frente de Comunidades Afectadas por la Minería, insistió en que se debe revisar exhaustivamente la ley minera, la ley agraria, de tal forma que garantice la explotación sustentable y responsable de estos proyectos mineros. “No queremos que el país se convierta en un peñasquito donde la devastación día a día está matándonos”, señaló.

“Después de 50 días de bloqueo seguimos en pie de lucha; estamos exigiendo que se reestablezca nuestro derecho humano al agua; exigiendo que se haga una auditoría ambiental a esta empresa en virtud de que ello no cuentan con permiso para hacer una explotación minera en un suelo forestal” recalcó Pinedo.

Felipe Pinedo señaló que se interpondrá una denuncia ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) para que se realice una auditoría ambiental en la zona de operación de la mina; la cual debe contar con una manifestación de impacto ambiental, y contar con la autorización de una asamblea ejidal para que les otorgue el permiso de cambio de uso de suelo. En caso de que no lo tengan, señaló, que solicitarán la nulidad de la concesión a la empresa minera.

El comisariado del ejido de Cedros, Rigoberto Martínez presentó ante los medios la solicitud de estudios de impacto ambiental que entregarán a la PROFEPA así como el estudio que realizó la Comisión Nacional del Agua, en el cual se señala que el agua que es suministrada al ejido por parte de la Minera al ejido de Cedros (debido a que el manantial que los surtía se secó por la actividad minera) duplica la cantidad de arsénico permitida para el consumo humano; es decir, es agua contaminada y no apta para consumo humano.

Por último, el senador José Narro señaló que “seguirán apoyando a los ejidatarios en la lucha contra el ecocidio, el saqueo y el atraco del que ha sido víctima nuestro país”.

 

También podría interesarte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *